+49 (0)30 690 360Envío estándar neutro en CO₂ gratuito desde ab 79€ (DE)30 días de devolución gratuita en envío estándar (Alemania)

Cartones Passepartout Y De Museo

0 Artículos

Ácido en el papel: El papel fabricado exclusivamente con materiales fibrosos tiene una propiedad especial: es muy absorbente. Un efecto que es deseable con el papel secante o el papel higiénico, pero que causa ciertos problemas con otras aplicaciones - cuando se escribe e imprime en papeles tan sedientos, la tinta y la tinta divergen sin restricciones. A los fabricantes de papel se les ocurrió la idea de pegar el papel desde el principio: trataban la superficie del papel con pegamento hecho de huesos de animales. A mediados del siglo XIX se mezclaron pegamentos de resina en la pulpa de fibra - se inventó el llamado material vegetal o encolado en masa.

Este encolado, sin embargo, creó problemas que sólo ahora se están haciendo evidentes. Las colas vegetales reaccionan ácidamente bajo la influencia de la humedad del aire, se forma ácido sulfúrico, que destruye las fibras de celulosa - el papel se descompone. Teniendo en cuenta el gigantesco fondo bibliográfico de las bibliotecas del mundo, se trata de una perspectiva preocupante. Se estima que alrededor de una cuarta parte de la población mundial está amenazada por el deterioro. No fue hasta la década de 1950 que se utilizaron cada vez más los sustitutos sintéticos de las colas vegetales. Con estos papeles encolados de forma neutra ya no se pueden esperar problemas de envejecimiento.

Sin embargo, esto sólo se aplica si los papeles están libres de madera o lignina: Bajo la influencia de la luz, la lignina se descompone en componentes ácidos para que el papel se disuelva a largo plazo. Los papeles que están permanentemente expuestos a la luz deben, por lo tanto, estar absolutamente libres de madera.

Muchos papeles no se agriarán sólo con el paso del tiempo, sino que ya se agriarán inmediatamente después de su producción. Además de su menor resistencia al envejecimiento, estos papeles también suponen un riesgo: atacan los materiales con los que entran en contacto. La plata u otros metales sensibles a los ácidos no deben ser empacados en papel que contenga ácido, ya que su superficie se dañará.

Más grave es el problema con las fotografías y los objetos de arte de alta calidad. Son muy sensibles al ácido. Las fotos y gráficos valiosos no deben combinarse permanentemente con papeles ácidos. Los passepartouts o cartones de montaje deben tener un pH neutro; la norma estadounidense prescribe un valor de pH de 7,8 para el papel neutro (si ya no lo conoce: un valor de pH de 7 representa sustancias neutras, todo lo que hay debajo de él es ácido).

Una forma de mantener los papeles neutros a largo plazo es amortiguarlos con carbonato de calcio, que se utiliza en varias cajas de cartón para museos y paspartús. Sin embargo, no se recomienda el uso de papel tamponado para fotografías con bromuro de plata, ya que el tamponado alcalino también puede afectar a las fotografías. La mejor manera de obtener papeles sin ácido a largo plazo es producirlos a partir de fibras de algodón.

Cualidades: El marco exterior permite que el arte brille en todo su esplendor. Las fotografías, los gráficos, los grabados o las pinturas proporcionan al cartón de los museos el apoyo y la protección necesarios. Pero no sólo para la presentación sino también para el archivo de tales objetos, estos materiales son muy útiles. Es aconsejable utilizar cajas de cartón especiales para estos fines, ya que cualquier material puede causar daños duraderos a las obras, especialmente debido a su contenido de ácido.

Se ofrecen diferentes calidades de paspartú para las diferentes necesidades de presentación y archivo.

Passepartouts de pasta de madera: La mayor parte de los passepartouts disponibles actualmente son de pasta de madera. Dado que esta pulpa contiene residuos de lignina y otros componentes nocivos, en el proceso de fabricación debe añadirse carbonato cálcico a la pulpa de papel para ajustar su pH a las necesidades. El cartón "tamponado" de esta manera tiene un valor pH de 7,5 a 8 y puede neutralizar así los ácidos resultantes de la descomposición de la lignina o de la contaminación atmosférica. Los passepartouts de pasta de madera suelen contener entre un 2 y un 3 % de carbonato de calcio, pero también existen en el mercado cartones con aditivos de hasta un 10 %. Cuanta más tiza contengan - el carbonato de calcio no es otra cosa - más difícil es procesar los cartones: El corte de tiza es mucho más difícil para la hoja del cuchillo paspartú que el corte de fibras de celulosa. La amortiguación del carbonato de calcio también tiene otra desventaja: las fotografías basadas en plata de bromuro (un recubrimiento que casi ya no se utiliza hoy en día) o los recubrimientos de gelatina no deben asociarse con las cajas amortiguadas porque la amortiguación destruye su recubrimiento.